lunes, 17 de mayo de 2010

Las bicicletas son para el verano... y el golf para todo el año.


Dicen que las bicicletas son para el verano. El golf afortunadamente es para cualquier estación. Y es que si no, los escoceses que inventaron este deporte van apañados si tienen que esperar a que haga buen tiempo.

Es creencia popular que el ciclismo es el deporte mas duro que hay. Deben referirse al deporte mas duro a nivel físico porque a nivel psicológico debe serlo sin duda el golf. Esta claro que ambos deportes no son comparables. El ciclismo obviamente es fisicamente mucho mas duro, y eso que ojo, subir la cuesta del 18 de Gorraiz tiene su aquel… Lo que pasa es que esa cuesta son 200 metros, mientras que los ciclistas las suben de 20 Kilometros con unos 150 Km ya en las piernas. ¡Oye, cada uno es libre de hacer las locuras que estime oportunas! Personalmente a mi del ciclismo el único esfuerzo que me gusta es el de ir a por algo al frigorifico mientras veo el Tour por la TV. Antes de joven si que era mas proactivo con esto de las bicicletas, pero llego un momento en que tras hacer trabajar a mi ángel de la guarda en varias ocasiones (cosas de bajar puertos sin frenar…) decidió plantarse y amenazar con buscarse a alguien mas sensato. Ante lo cual opte por los riesgos del sillón de mi salón cuando quería disfrutar de ciclismo.

El ciclismo es cuestión de pulmones y piernas y ah,í si tiras bien y si no, pues a sufrir. El golf sin embargo es tan complejo y a la vez tan maravilloso que un renacuajo al que sacas una cabeza y que en un combate mano a mano no tenga demasiadas posibilidades de salir vivo, te coje el mismo palo que tu y como quien se hace un cola-cao revienta la bola y la manda 40 metros mas lejos que tu. Y claro, tu con cara de gilipollas porque tu, con tu superswing en el que lo has dado todo, hasta tu ultimo gramo de potencia, no eres capaz de hacerle sombra. Por no hablar que el renacuajo termina con un finish perfecto, erguido y en perfecto equilibrio y tu en cambio acabas, medio cayéndote y mas ortopédico y retorcido que las piernas de Lina Morgan.

Pero estas diferencias son anecdóticas, lo que realmente he descubierto (aunque en el fondo ya lo sabía) tras varios meses sin dar bolas y jugando muy poco, es que si uno no se aplica fuera del campo, en la cancha de practicas, uno no puede esperar milagros dentro de él. La humillación que el campo me infringió el pasado sábado con 10 puntos en la primera vuelta con su correspondiente retirada tras acabar el hoyo 9 (bien es cierto que llovia y hacia frio) es buena muestra de lo que comento.

Y es que al fin y al cabo andar en bicicleta no se olvida, pero tu juego en el golf, si.

Moraleja: El ciclismo es más divertido por TV y el golf jugándolo, sea cual sea tu nivel. Ahora bien, cuanto mas entrenes más probabilidades tendrás de divertirte, entre otras cosas porque probablemente pagaras menos cervezas a los colegas. Y es que eso cuando llevas 4 o 5 semanas seguidas pagando, llega a fastidiar mas que un puerto de montaña.

3 comentarios:

David dijo...

jjajaja, Charly, menos mal que has encontrado un hilo conductor ingenioso para darle la vuelta al drama que llevaste el sábado mientras duraste en el campo... bandido !!

aunque, bueno, como bien dices, depende de cada uno el seguir pagando o no cervezas ;o) así que, ya sabes...

buen post, un abrazo !

MCarmen dijo...

Me gusta mucho el tono humorístico del post. Trato de encontrar el lado gracioso que tiene este deporte, me quito presión y es doblemente divertido.

David dijo...

Estimada MCarmen,

son de agradecer comentarios como el que aportas, creo que reflejan en gran medida lo que pretendemos desde el blog, y te animamos, no sólo a que sigas dándonos muestras de apoyo y energía como ésta, sino que si te apetece y gustas, nos des otros temas, aportaciones, enlaces, o lo que creas conveniente. Será un placer.

gracias y saludos !!